como aprender a realizar masajes relajantes

No hay nada mejor para desconectar de la rutina que ponernos en manos de nuestra pareja y recibir un buen masaje sensitivo que haga volar nuestra imaginación. Eso sí, quizás te hayas sentido bloqueado cuando seas tú quien tengas que darlo ¿Quieres saber cómo aprender a dar masajes relajantes?, desde Tantra Usuaya queremos enseñarte.

En nuestro blog te hemos hablado de los diferentes tipos de masajes que puedes compartir según lo que os apetezca en el momento; desde una experiencia cargada de erotismo a un momento íntimo, pero más relajado. De esta forma, puedes informarte sobre:

En esta ocasión queremos darte las pautas para que te pongas manos a la obra, nunca mejor dicho, y seas tú quien sorprenda a tu pareja.

¡Vamos a ello!

¿Por qué es buena idea aprender a dar masajes relajantes?

Un buen masaje nunca falla y es infalible para comenzar a calentar el ambiente y tener una mayor conexión con tu pareja.

No lo neguemos, la rutina y el estrés en el que vivimos consigue que en ocasiones nos distanciemos de nuestra pareja y no prestemos atención a esos pequeños detalles que son claves para que una relación funcione. Si eso os está ocurriendo, un masaje relajante puede ser una buena forma de dejar a un lado vuestras preocupaciones y retomar ese vínculo que os une.

Otra razón que puede motivarte a conocer los secretos sobre cómo aprender a dar masajes relajantes, es que son perfectos para romper el hielo, vencer la timidez y comenzar a conocer lentamente qué es lo que le gusta a ese nuevo amante que todavía está por descubrir.

El placer no siempre está ligado a recibir, aprender a darlo, consentir y cuidar a tu pareja también puede ser muy gratificante. Por ello, te animamos a que te animes a probar y descubrir su esencia y aquellos pequeños trucos que marcan la diferencia a la hora de dar masajes.

Además, no olvides que un buen masaje refuerza el sistema inmunitario y aumenta la producción de endorfina y melatonina.

>  La sensualidad del Masaje Essence

En Tantra Usuaya podrás disfrutar distintos tipos de masajes en pareja que podrás elegir según lo que os apetezca. Nuestras expertas masajistas os adentrarán en este fantástico paraíso y aprenderéis cómo podéis relajaros mutuamente. ¿No te parece un plan perfecto?

Cómo hacer un masaje relajante paso a paso

Lo primero que debes aprender es que un masaje relajante se caracteriza por ser suave, mantener un ritmo lento y ser reiterativo. Con ellos podrás desconectar y calmar el estrés.

Por tanto, nunca debes confundirlo con el que puedes recibir de manos de un fisioterapeuta, ya que éstos están orientados a tratar lesiones por lo que son intensos y producen dolor.

Dentro de los masajes relajantes puedes apostar por distintos tipos dependiendo de la zona que tu pareja tenga más cargada. Por tanto, para saber cómo aprender a dar masajes relajantes a tu pareja lo primero es enfocarlos en saber cuáles son las técnicas específicas para tratar una determinada zona.

realizar masajes relajantes paso a paso

De esta forma, dentro de los masajes relajantes podemos encontrar:

Masajes de espalda y cuello

Son los más comunes, ya que acumular tensión en estas zonas es bastante habitual. Podemos elegir que la persona esté tumbada de espaldas o sentada, pero sobre todo es importante que esté cómoda y relajada.

Después debes seguir los siguientes pasos:

  • Empieza por la base de cuello y desliza tus manos hacia los hombros con una presión uniforme. Debes repetir estos movimientos hasta que notes que la temperatura de la zona empieza a aumentar.
  • No te olvides pasar tus manos por toda la superficie del cuello, ya que esta zona suele ser un foco importante en el que se acumulan nuestras tensiones.
  • Si en encuentras un músculo más tenso, presiona un poco con los pulgares, siempre sin pasarte, recuerda que los masajes relajantes no son dolorosos y están enfocados para eliminar tensión.
  • En la zona de los omoplatos es bueno que en algún momento ejerzas un poco de presión y que la acompañes con movimientos circulares.
  • Cuando empieces a trabajar la columna vertebral, debes tener en cuenta que es una zona delicada. Lo mejor es que utilices el talón de la mano o la zona huesuda que permanece pegada a la muñeca y avances lentamente desde el cuello hasta el final de la espalda.
  • No te olvides de la clavícula y los brazos, ya que ambas zonas están íntimamente relacionadas con la tensión de la espalda.
>  Disfruta el masaje erótico bondage en Madrid

Masaje para relajar piernas cansadas

Cómo aprender a dar masajes relajantes enfocados en las piernas, puede serte muy útil si tu pareja pasa horas de pie en su puesto de trabajo. Te aseguramos que no hay nada mejor que relajar esta zona, ya que le ayudará a descansar mejor y tener una mayor actividad el día siguiente.

masajes relajantes para piernas

Para comenzar a realizar un masaje de piernas debes seguir los siguientes pasos:

  • Empieza con las manos en los tobillos y comienza a realizar movimientos ascendentes hacia la rodilla ejerciendo una presión constante.
  • Siempre los movimientos tienen que ser ascendentes y recuerda ejercer presión en todas las zonas de la pierna.
  • Intenta que la presión muscular desaparezca moviendo los pies con movimientos oscilantes o presionado varios puntos de la pierna.

4 trucos para hacer un buen masaje

Ahora que te hemos contado cómo aprender a hacer un masaje relajante. Queremos desvelarte algunos de los secretos de nuestras sensuales masajistas con los que conseguirás que tu pareja desconecte de todo.

  • Elije una habitación tranquila, con una iluminación íntima y silenciosa. Si eres de los que prefiere música elige canciones instrumentales y relajantes.
  • Antes de empezar recuerda lavarte las manos y calentarlas un poco. En invierno este punto es imprescindible.
  • El aceite de almendras va muy bien para los masajes relajantes ya que tiene un olor agradable e incluso se le pueden agregar esencias.
  • Cuando des un masaje a tu pareja céntrate en el aquí y en el ahora. Aprende a dejar otros problemas y preocupaciones a un lado ya que la tensión se trasmite.

Seguro que después de todo lo que te hemos contado, tu interés por cómo aprender a dar masajes relajantes se ha despertado. Una buena opción para aprender, es recibirlo para tomar esta experiencia como punto de partida y después ir practicando.

¿Quieres aprender con nosotros? Nuestras masajistas pueden mostrarte un universo de placer en el que solo tu marcarás los límites. Tanto si quieres un masaje relajante como una experiencia más erótica tus sueños se harán realidad.

¿Te atreves? Contacta con nosotros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.